Nuevo cap!!

hOlaaa gentee!! Os dejo con la contonuacion del primer capitulo!!

Judy se tomó unos instantes para responder – según ella para crear tensión – y añadió triunfal:

-¡Kyle me ha pedido salir! ¡Por fin lo ha hecho!

-¿Y…? – Murmuré – ¿Para cuándo la boda?

-Tonta – me pegó un manotazo en el hombro – hoy hemos quedado después de clase. Pero eso no es lo importante, porque por allí viene Henry.

Tragué saliva y susurré un <<ayudadme>>, pero cuando me di cuenta se habían levantado de la mesa.

-Nos vemos en clase, os dejamos solos, tortolitos.

Las odié más que a Colin. Al cual, por cierto, le debía una colleja.

-¿Qué tal ha ido el examen?

-Mal – Respondí sin mirarle a los ojos. Sabía que si lo hacía había peligro de recibir otro golpe.

Nos quedamos en silencio. Si fuera como Judy todo sería más fácil, pensé.

-Tampoco es para tanto, al fin y al cabo estamos en Abril. Pronto será verano y todo dará igual – me consoló con su habitual voz aterciopelada.

Ojalá que no me olvides durante el verano, murmuré para mí.

-Sí, supongo.

Me sentía realmente triste. El verano estaba a la vuelta de la esquina.

-Pero quedaremos algún día, ¿no? – Dijo, con esperanza en los ojos. – Quiero decir, todos juntos y eso.

-Claro – susurré.

-Aunque también podemos quedar tu y yo solos si te apetece.

El corazón se me desbocó. Me iba a tal velocidad que temí que Henry lo notara. Iba a susurrar un tímido <<sí que me apetece>> cuando Ryan Scott nos interrumpió.

-Vaya, Luna Bell, que sorpresa encontrarnos, ¿no?

¿Sorpresa? Pero si has venido expresamente a hablar conmigo. Además, estudiamos en el mismo instituto, por si no lo habías notado, pensé.

-Bell, que pena que no vayas a ser la capitana de las animadoras. Así veríamos tu cuerpo contoneándose en primera fila.

Puse una mueca de asco. Me dieron ganas de escupir, pero por supuesto no lo hice.

-Vamos, monada, ¿no me vas a dar un beso por lo menos?

Henry frunció el ceño.

-Por imbéciles como estos es por lo que no soy animadora. – Me giré hacia Henry e hice como si no existieran.

-Así que prefieres al pringado de Henry Hall, que ni siquiera se atreve a decirte que le molas desde ¿siempre? – Ryan sonrió y se pasó la lengua por los labios. Tenía lo que quería, una humillación pública. Y delante de mí, nada menos.

-Dime, Ryan. ¿Haces esto porque tu coeficiente intelectual no supera el de una ameba, o es que simplemente ninguna chica te soporta?

Abrí unos ojos como platos. Henry se había defendido, y muy bien, por cierto. Y encima había dejado a Ryan como un idiota. Me reí con ganas y le cogí la mano a Henry.

-Vámonos, no podemos rebajarnos respirar el mismo aire que alguien que no supera a una almeja.

Cuando ya estuvimos suficientemente lejos me sonrojé. Mi mano y la suya todavía estaban unidas, y era una escena tan natural que me dio miedo romperla. Nos sentamos en las escaleras y suspiró.

-Siento que tengas que escuchar esas cosas del equipo de baloncesto.

-No importa. A mí solo me interesa lo que pienses tú.

Sonreí y miré para otro lado. Al fin lo había dicho. Y me sentía bien. Henry no retiró su mano de la mía, pero permaneció en silencio. Imaginé que estaba esperando el momento para besarme. Lentamente me giré hacia el él…

Bueno, espero que os guste, otra vez os dejo con intriga xDxD
Ya se que el insulto entre Henry y Ryan me ha salido un poco (bastante) mierda, pero hoy estoy con la cabeza en otra parte… :$
Comentad!!

Anuncios

Y tú, ¿qué piensas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s