Free Hugs

Abrazos_free_hugs1

Un abrazo. A veces todo lo que se necesita es un simple abrazo. Que alguien ponga sus cálidos brazos al rededor de ti y te reconforte con su calor humano. Que no haga preguntas, pero que esté ahí.

Los problemas, las preocupaciones, se vuelven pequeñas y se borran con un abrazo. Y la buena noticia es que es gratis, así que aprovecha y pide abrazos, porque no cuestan nada, pero se agradecen. Un amigo, un familiar, un conocido… o incluso un desconocido. Todos necesitamos un abrazo de vez en cuando, incluso los que parecen más fríos y distantes. Todos somos humanos y necesitamos cariño para sobrevivir.

Dicen que realmente necesitamos 4 abrazos diarios para poder vivir bien, ¿has abrazado a alguien hoy? ¡Tu salud está en juego!

Repartir amor, abrazos, buen rollo… es gratis, y cada vez más gente se lanza a la calle a romper con nuestras prisas y nuestra monotonía, con nuestro pesimismo, para darnos una dosis de alegría en forma de abrazo.

No son enajenados, ni hippies que siguen viviendo en el pasado. Son personas como tú y como yo que deciden salir a la calle y luchar por un cambio, de la forma más pacífica posible.

No todo el mundo son vándalos o ladrones. No todas las personas van con mala cara y pagan su mal humor con los demás. También hay personas que quieren cambiar el mundo con pequeños gestos.

Ten los ojos bien abiertos, quizás dónde menos te lo esperas hay un mensaje, una persona deseándole lo mejor al mundo entero. Alguien que te va a recibir con los brazos abiertos cuando corras hacia él.

free hugs

Por eso si alguna vez ves a alguien con un cartel que ponga “FREE HUGS” o “ABRAZOS GRATIS” no te quedes mirando raro, ni pases de esa persona. No la trates como a un bicho raro, solo está tratando de repartir amor, algo que muy poca gente hace. Anímate y abraza a esa persona, porque quizás aunque no lo sepas, tú también necesitas un abrazo, y eso te puede alegrar el día, o incluso llegar a cambiar tu vida.

Un abrazo fue lo que cambió la vida de Juan Mann (seudónimo, el verdadero nombre de este hombre aún sigue en el anonimato a pesar de haber dado algunas entrevistas), creador del movimiento a gran escala de repartir abrazos gratis en la calle. Según dice, estaba pasando por una mala temporada debido a diversas razones (laborales, familiares…) y decidió ir a un fiesta. Allí una chica que no conocía de nada le dio un abrazo y eso fue “lo mejor que me ha pasado nunca”. Sin saberlo, aquella chica inspiró todo. Pequeñas acciones insignificantes que permanecerán en el anonimato, pero que influyen en la sociedad. De las ideas locas y revolucionarias que nadie más se ha atrevido a poner en práctica pueden salir cosas muy buenas, y esta es una de ellas. Al principio todos creyeron que estaba loco, incluso la policía trató de pararlo.

Ahora, con su propia página web y miles de seguidores que reparten abrazos por todo el mundo, amor y felicidad, parece que su objetivo, su meta, ya está más que superada. Desde Singapur hasta Helsinki, desde Los Ángeles hasta Tokyo, desde Londres hasta París, Barcelona, Glasgow, Sondrio…

Millones de personas de ciudades de todo el mundo se han unido a esta aventura de coger un cartel, escribir “REGALO ABRAZOS”, y lanzarse a la calle.

¿Y tú?

keep-calm-and-get-free-hugs-2

Anuncios

Y tú, ¿qué piensas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s